marzo 2007


Hoy tome un taxi para ir a una cita. En el mismo la radio estaba puesta y sonaba lo último de la radio fórmula.
Hasta aquí nada extraño, todas las personas que hemos tomado un taxi alguna vez hemos vivido esta situación (salvo, claro está, que el amable conductor decida que es mucho mejor su conversación, cosa que por cierto suele ser cierta).Así pues pensarán si se me ha ido la pinza o sufro de algún tipo de oligofrenia. La cuestión es que estaba escuchando música en un lugar público (un taxi) y el citado conductor reconoció (el muy canalla, 😉 ) que no pagaba la cuota de la SGAE. Es mas, casi se mea de la risa ante mi pregunta.Pero en el fondo no era tan estúpida. Si los locales de hostelería, las peluquerías, comercios, etc,…, que ponen contenidos audiovisuales protegidos por derechos de autor están obligados a pagar las susodichas cuotas (por llamarlas de forma amable, en realidad me parece mas bien un acto puramente recaudador sin fin ninguno), ¿por qué motivo los taxis están exentos?.

Texto completo en La Tronera

Anuncios

 

Visto en Deia

Han lastimado profundamente los sentimientos religiosos del Pueblo de Dios las fotografías blasfemas y obscenas que en burla y mofa de Nuestro Señor Jesucristo y de su Santísima Madre han sido publicadas en Extremadura. Y han acudido a mí numerosos sacerdotes, religiosos y fieles en demanda de que haya en nuestra Diócesis algún acto de pública reparación, con el cual los fieles diocesanos al tiempo que muestran su rechazo por tales blasfemias expresen a Dios Nuestro Señor sus sentimientos de reparación por estas blasfemias y por cuantas se profieren diariamente en las conversaciones o en cualquier otro medio. Sintonizando por mi parte con estos sentimientos de nuestro pueblo cristiano he aceptado la iniciativa de hacer actos públicos de reparación, y por ello vengo en disponer y dispongo:

1.- Todas las procesiones de Semana Santa de este año del Señor 2007 se ofrecerán a Dios Nuestro Señor como actos de reparación por las citadas blasfemias.

2.- Igualmente todos los Víacrucis, Horas Santas y otros actos de piedad que se celebren en las distintas parroquias e iglesias durante la Semana Santa tendrán como intención especial la reparación al Señor por éstas y por todas las blasfemias.

Así hasta siete puntos. Escribe Juan del Río Martín, obispo de Jerez. No tengo razones para no suscribir lo que propone este señor. Aunque ya puestos en faena, aprovechemos viacrucis y similares para la reparación de: utilización política del sentimiento religioso, calumnias e injurias en medios de comunicación, ocultación de abusos de sacerdotes pederastas, pasividad ante las injusticias sociales, privacidad del derecho a morir dignamente, prohibición del preservativo para evitar el sida, persecución del libre derecho a la unión civil, y así una larga lista que necesitaría, no una semana, sino todo un año de avemarías.

Portada en todos los diarios. Zapatero se pega dos horas haciendo lo que ningún presidente hizo jamás en este país. Cierto es que barrió para casa, como buen político. Rezumó torrentes de cifras y estadísticas por ese piquito. Ofreció soluciones, a su modo, al 99% de los problemas de los españoles. Al final sólo quedó en titulares el precio del café, la anécdota de la noche. Como siempre, nos regalan un palacio y nos quejamos de la veleta. Qué quieren que les diga. El euro nos ha jodido, cierto. Pero a mí, diariamente, un cortado me sale por 80 céntimos. Eso sí, no te lo tomes en la calle Serrano, gañán.

  • Los dos se (auto)erigen como líderes nacionales, como salvadores del orgullo patrio.
  • Los dos añoran un pasado glorioso.
  • A los dos no les hacen todo el caso que debieran sus subordinados.
  • A los dos les pierden, en ocasiones, sus declaraciones.
  • Los dos ganan amistosos …y pierden en las competiciones oficiales.

 

Seguro que hay muchas más semejanzas.

Hoy se cumplen 30 años del peor accidente de aviación de la historia: el ocurrido en el llamado aeropuerto de Los Rodeos, en Tenerife. Murieron 583 personas al colisionar dos Boeing 747, uno de Pan American y otro de la holandesa KLM. Todos los detalles de aquel accidente los podemos consultar en Microsiervos y Wikipedia. Me limito a destacar aquel decenio de la muerte. De 1976 a 1985 sucedieron en España seis accidentes aéreos que acabaron con la vida de 1.072 personas, entre pasajeros y tripulación. Recuerdo todos estos accidentes con amarga sordidez. En mi infancia era un adicto a los telediarios y a Informe Semanal. Llegué a pensar que volar era sinónimo de arriesgar el pellejo. Una práctica de riesgo en la que lo más probable era perder la vida. Afortunadamente crecí, me monté en avión y comprobé feliz que es el medio más seguro que existe. Curiosamente desde 1985 no ha habido un solo muerto más en nuestros cielos. Todas aquellas tragedias sirvieron para mejorar la seguridad en aeropuertos y aviones. Hoy día los accidentes aéreos mortales “casi” son cosas de películas.

  • 09-05-1976      Boeing 747-131F Madrid. Fallecidos: 17
  • 27-03-1977       Boeing 747-121 Tenerife. Fallecidos:583
  • 13-09-1982      DC-10 Málaga. Fallecidos: 50
  • 27-11-1983       Boeing 747- 283B Madrid. Fallecidos: 181
  • 07-12-1983       Boeing 727- 256 y DC-9-32 Madrid. Fallecidos: 93
  • 19-02-1985       Boeing 727- 256 Monte Oiz (Bilbao). Fallecidos: 148

Más información

Factura que recibo esta mañana en el trabajo:

  • Tarrina de 25 DVDs Sony: 17,50 €
  • Canon por copia privada: 15
  • Total: 32,50

Ahora sí que sí, no vuelvo a comprar un CD de música en lo que me queda de vida. (Y porque soy muy tiquismiquis, que si no no volvía a pisar un cine).

Página siguiente »