-¿Es mucha molestia preguntarle lo que usted gana?

-¿Ein…?

Quizá está muy trillado desde el jueves, pero para mí es lo mejor del año en TV. Gracias a esta pregunta muchos españoles han aprendido lo que quizá no sabían, que los políticos con responsabilidad de estado cobran una mierda en comparación a la astronómica cifra que se lleva cualquier ejecutivo, juez, odontólogo, arquitecto o (lo que es más grave) alcalde con una pizca de suerte. Un kilo bruto al mes, mire usted, no me parece ninguna locura, considerando que un error del presidente puede llevar a la ruína a decenas de millones de personas. Eso sí, un error de Rajoy puede que beneficie a otros tantos millones.

Anuncios