Ayer hubo una gran corrida (con perdón) en TVE. Un mano a mano entre dos no tan jóvenes diestros que encabezan los primeros puestos del escalafón de los presidentes regionales. La ganadería era de lo más sobresaliente y los diestros prometían espectáculo.

Primero actuó Manuel Chaves “Cabesita de Andasulía” que lidió con firmeza y honestidad y, pese a la peligrosidad de alguno de los de los morlacos supo sacar lo mejor de sí mismo ante los erales. La acometida más peligrosa fue la siguiente:

– “¿Cómo es que dice que en el banco sólo tiene 3.000 euros?”

Chaves: – “Todo el dinero lo he querido invertir en mis hijos”.

– “No me creo que sólo tenga ahorrados 3.000 euros. Igual tiene dinero derivado o le da trabajo a su hermano”

Chaves: -“Yo no doy trabajo a mi hermano. Mi sueldo está en Internet y yo no miento a nadie. Le aseguro que si se demuestra que miento, a las 24 horas presento mi dimisión”.

Tras lo cual el diestro recibió una ovación del respetable.

Por su parte compareció el diestro Montilla “El Niño del socavón” que no estuvo tan brillante pero consiguió completar una buena faena gracias a algunos quites no demasiado espectaculares pero con cierto buen gusto:

– “¿Cómo se puede ser presidente del Gobierno cuando no se es catalán?”.

– Montilla: “Puede ser presidente cualquier ciudadano de Cataluña que se presente a las elecciones y sea elegido”.

Tras lo cual, ambos diestros y sus respectivas cuadrillas abandonaron los respectivos ruedos.

Anuncios