Ayer me puse tela de contento al leer esta noticia, de elpais.com:

Un estudio de Microsoft, recogido este lunes por la prensa de Estados Unidos, corrobora que dos individuos cualesquiera están conectados entre sí por no más de 6,6 grados de separación, es decir, que son necesarios siete o menos intermediarios para relacionarlos.

Es decir, que sólo estaba a seis o siete grados de Martin, de Yann, de Charlize… se me aceleró el ritmo cardíaco, con esa teoría no era tan relativamente complicado llegar hasta la cuenta de algunas de las personas más deseadas de la actualidad. Bueno, eso fue hasta que me dio por seguir leyendo y encontré un párrafo que no me cuadraba tanto con el anterior (y eso que forman parte del mismo artículo):

Los investigadores descubrieron que cualquier par de usuarios estaba interconectado por una media de 6,6 eslabones, aunque en algunos casos eran necesarios hasta 29 para relacionar a dos personas.

Malditos becarios, juegan con las ilusiones de la gente.

Anuncios