Esta mierda de punto nos ha costado a los españoles 750.000 euros

Anuncios